Características de la alta capacidad

“La inteligencia es relativa, es más que tenerla o no tenerla...”

Los niños de Alta Capacidad, a pesar de su heterogeneidad, muestran algunas características comunes que pueden ser observadas en la conducta diaria y que sirven al mismo tiempo de alertas para la identificación.

En general, suelen compartir las siguientes:

  • Los niños de Alta Capacidad tienen lo que llamamos multipotencialidad, es decir, tienen varios talentos. En el área académica o de conocimientos casi todo se les da bien. Aprenden más rápidamente y de forma más efectiva.
  • Son curiosos respecto a una gran variedad de temas.
  • Cuando una tarea es de su interés muestran una gran capacidad de concentración y perseverancia.
  • Una excelente memoria les permite retener y asociar conocimientos de áreas diversas.
  • No siguen las rutas de pensamiento habituales. Buscan caminos nuevos, es decir, hacen uso del pensamiento divergente.
  • Tienen una gran capacidad de observación derivada de su hipersensibilidad al entorno y también a la percepción de sí mismos.
  • Se sienten diferentes por lo que generalmente, y fruto de esa percepción del propio yo distinta, tienen un gran sentido de la individualidad.
  • Son perfeccionistas en la ejecución en cualquier actividad no rutinaria.
  • Con sentido crítico respecto a sí mismos y al mundo, muestran interés por temas relativos al sentido de la vida y la muerte. Son muy sensibles ante la injusticia.
  • Poseen un gran sentido del humor, generalmente elaborado y peculiar.

Cuando se observan en los niños varias de estas cualidades es recomendable plantearse la valoración de una posible Alta Capacidad.

 

 

Back to top